Assault on the Male (1999). Datos

El documental que origina esta recogida de información se puede visualizar aquí: https://www.dailymotion.com/video/x4mg7q4

– Se han descubierto alteraciones en calidad y cantidad en las células masculinas y también un exceso en los sujetos masculinos de células estrogénicas (las células femeninas). 

– El sistema endocrino, bajo estas circunstancias que se llevan detectando desde hace más de veinte años, se está viendo irreversiblemente afectado. 

¿Cual es el origen de estas alteraciones? 

– DDT y otros pesticidas actúan parecido a los estrógenos (estructures estrogenadas). 

– PCD (pesticida estrogénico) 

– El Bisphetol entre otros, que los podemos encontrar en muchas legumbres en conserva. 

– Galatos, que encontramos en la industria alimentaria en alimentos como la mantequilla, el pan, el chocolate. 

– La alimentación incluye hormonas en el consumo de grasas varias. 

¿Cómo afectan realmente a los humanos? 

– Para los hombres: reducción de la fertilidad. 

– Para las mujeres: mayor posibilidad de contraer cáncer de mama, por culpa de excesos de estrógenos. 

Un ejemplo de producto estrogénico en contacto constante con los humanos es el del Bisfenol A. (BPA). Este producto resulta uno de los pocos con el que se han tomado medidas a nivel global. 

La REACH es el reglamento de registro, evaluación, autorización y restricción de sustancias químicas de la Unión Europea. Su ocupación principal es velar por la protección de la salud humana y del medio ambiente. ·19· 

Esta organización es interesante especialmente porque presenta aspectos de regulación preventiva, y no reactiva cómo actúan la gran mayoría de organizaciones de este calibre en relación la salud y el medioambiente. 

Una campaña de REACH ha apuntado a reducir las cantidades de BPA en los plásticos, cómo los tickets de la compra o los plásticos de algunos biberones infantiles. 

“El 12 de febrero de 2018 se publicó el Reglamento (UE) 2018/213, que modifica el Reglamento (UE) 10/2011, en el cual se detallan los límites de migración específicos (LME) para el uso de esta sustancia en los materiales u objetos que están en contacto con alimentos. Este LME ha pasado del 0,6 mg de BPA por Kg de alimento a 0,05 mg de BPA por Kg de alimento para los materiales y objetos plásticos a fin de garantizar la exposición del consumidor y no poner en peligro la salud humana. 

Además, no sé permitirá la migración de BPA en materiales y objetos que estén destinados a lactantes o niños de corta edad como se define en el Reglamento (UE) 609/2013” 

Fuente: https://servireach.com/blog/uso-del-bisfenol-en-contacto-con-alimentos/ 

Aunque existan regulaciones a gran escala, a nivel individual debemos procurar evitar plásticos film, envolventes que filtran el BPA y otros disruptivos hormonales. ¿Pero tenemos los individuos el suficiente conocimiento? Una medida preventiva eficaz es precisamente esta, reducir por completo los plásticos en general, especialmente los envolventes. Aún así, nos queda largo camino como sociedad para que los individuos recibamos la información necesaria de los descriptores hormonales que son dañinos para nuestra salud. Estas informaciones, a menudo arraizadas a los intereses empresariales, son ambiguas, vienen poco especificadas o se encuentra escondidas hábilmente en los productos que consumimos a diario. 

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *